RECOMENDADOR DE ARTES Y ESPECTÁCULOS

Personaje BUE

César Brie



TEATRO

Trabajo mucho y si bien me fascina ver arte, con tantos proyectos en proceso muchas veces no tengo posibilidad de ver tanto teatro como quisiera, pero cuento lo que me gustó. Quizás algo ya no esté en cartel pero me gusta nombrarlo para que sigan a su creador.

Una recomendación es La noche que volvimos del paraíso, una obrita que se hizo en un teatro en Palermo, que me pareció una joyita, muy bella. La dirigió un chico de Rosario, Paolo Sambrini y si bien la obra en este momento no está, hay que seguir a ese creador. También hay que sí o sí ver Othelo de Gabriel Chame Buendía o los espectáculos Vientre. El hueco de donde venimos o Tierra Partida, lo demás no importa nada del maravilloso grupo de Marcos Arano.

Otra es una obra que vi en el Banfield Teatro Ensamble,  Autorretrato con hermano imaginario, de Nelson Valente.

También me encantó Como si pasara un tren, me gustó mucho. El actor Guido Botto Fiora, me pareció maravilloso.

Tengo una sola crítica: en general, no hay una búsqueda estética en las puestas, respecto a objetos o a escenografía. A mí me encanta el teatro que veo, pero si cada espacio, en vez de permitirle al artista traer su escenografía, tuviera un pequeño living y una cocinita armada, resolvería la escenografía de un elevado porcentaje de las obras que se ven, porque hay esa especie de realismo, donde no hay mucha imaginación respecto a los objetos. Pero, exceptuando esa crítica, he visto textos espléndidos.

Ignacio Sánchez Bustamante me parece un gran director, igual que Nelson Valente. También son mis amigos del Ensamble. Bartís es un director que hay que ver siempre. Me gusta porque es un loco: uno que hace un agujero en el piso de su casa para poder hacer desaparecer a alguien debajo el agua merece ser visto.

Hay otra obra que me encantó, que vi el año pasado, Prueba y error. Ese director, Juan Pablo Gómez, tiene mucha sal en la cabeza. Hay algo muy honesto y nuevo en su trabajo.

Como si pasara un tren. El Camarín de las Musas. Mario Bravo 960.

Othelo. La Carpintería. Jean Jaures 858.

Vientre. El hueco de donde venimos. La Carpintería. Jean Jaures 858.

Tierra Partida, lo demás no importa nada. La Carpintería. Jean Jaures 858.



MÚSICA

Recomendaría a mi sobrino, Pablo Brie, pero sería nepotismo. Aunque no, porque tiene un grupo, Curepas, que hace música folklórica de un nivel altísimo. Pablo es un gran buscador. También incursionan en el tango, tocan varios géneros.

curepas.bandcamp.com



PLÁSTICA

Recomiendo a Luis Felipe Noé. Por su búsqueda, su honestidad.  También me interesa mucho Lola Arias. Vi un video suyo, Mi vida después (2009), una obra de teatro filmada, en donde había tomado a un grupo de jóvenes para reconstruir pasajes de la dictadura a través del recuerdo de sus padres.

luisfelipenoe.com

lolaarias.com



CINE

Todo el mundo debería ver a Roy Anderson, un director sueco. Canciones del segundo piso, Una paloma se posó en una rama a reflexionar sobre la existencia, obras maestras. Roy Anderson es uno que se ganó la vida haciendo publicidades, desopilantes. Hace publicidad contra aquello que publicita, un iconoclasta absoluto, y tiene estas dos películas que son obras maestras del cine. Tiene un modo de filmar, curiosamente, muy teatral. No como el teatro tradicional, sino como la imagen teatral como nosotros la entendemos. Coloca la cámara en un ángulo de la habitación y filma todo el espacio en donde van ocurriendo cosas. Constantemente filma algo que ocurre y un grupo de personas que está mirando eso que ocurre. No filma solo aquello que ocurre sino la gente que mira aquello que ocurre al mismo tiempo. Mueve muy poco la cámara pero cada encuadre es una pintura y siempre hay metáforas. Por ejemplo, un hombre camina y hay otro que lo sigue detrás. El de adelante se gira y le pregunta ¿por qué me seguís? Terminan sentándose en un bar y vos te das cuenta por lo que hace la camarera que no ve a uno de los dos. Está muerto. No está. Ve al otro, le trae café al otro. Y ese otro le pregunta a su seguidor: ¿vos no te habías suicidado?, y entonces le vemos las marcas, porque se había cortado las venas. 

Y detrás de ese hombre hay otro que lo sigue y le habla en polaco. El primer hombre le dice a su perseguidor: “él es polaco y lo mataron en la Segunda Guerra. Pero unos minutos antes mataron a su hermana, y él no logró pedirle disculpas por algo que le había hecho”. Constantemente va creando imágenes sobre las imágenes.

Un hombre con el rostro quemado por un autoatentado viaja en el subte y de golpe todo el mundo en el vagón canta. Una canción de Ópera, son todos cantantes de Ópera pero parecen personas normales. Es puro teatro, se te mueve todo.

De cine argentino, el año pasado vi una película que me encantó que se llama Nadie nos mira, de una directora argentina radicada en Estados Unidos. Trata de un pibe que trata de entrar en el mundo de Hollywood en Estados Unidos, que fracasa y regresa.

Canciones del segundo piso (Sånger från andra våningen, Roy Andersson, Suecia, 2000)

Una paloma se posó en una rama a reflexionar sobre la existencia (En duva satt pa en gren och funderade para tillvaron, Roy Andersson, Alemania, Francia, Noruega, Suecia, 2014)

Nadie nos mira (Julia Solomonoff, Argentina, 2017) 



BAR

El Establecimiento General del Café de Pueyrredón, entre Arenales y Beruti. Donde te hacen el café torrefaccionado sin azúcar como se hace en Europa, podés elegir qué tipo de café querés, venden café, te lo muelen ahí, y arriba tiene una salita en donde me siento a escribir. Como vivo en un departamento de 29 metros cuadrados cuando mi mujer se despierta no puedo escribir porque tengo que charlar, entonces cuando necesito estar aislado me voy ahí y escribo.

Av. Pueyrredón 1529.



RESTO

Un restaurante que conserva una cocina espléndida y sigue siendo barato es Il Vero Arturito, y está a media cuadra del Teatro La Carpintería. Ahí te tratan como si fueras un rey y te cobran como si fueras una persona normal. Eso está muy bien.

San Luis 2999.



UN SUEÑO

Que se pueda vivir del teatro sin necesitar ceder a los gustos del público. Que se pueda sobrevivir con un trabajo artístico haciendo cosas que tengan fuerza, dignidad, valor… Que eso se vuelva posible. Yo creo que el teatro alternativo, que tiene una dignidad y una capacidad estética enormes, merecería una mejor suerte económica. Eso me encantaría que pudiera existir en esta ciudad, que los pequeños teatros estén más financiados, y que más gente vaya. Los promedios de las salas son de 50 espectadores; deberían ser de 100, de 150 y estar siempre llenas, pero no sé cómo se hace.

César Brie

Es un prolífero poeta de la escena, docente, actor, director, dramaturgo, cineasta y escritor. Permanentemente posee varios espectáculos en cartel. En este momento pueden verse El viejo príncipe en El Camarín de las Musas y ¿Me decís de mañana? En La Carpintería. Un importantísimo referente de nuestras artes.