RECOMENDADOR DE ARTES Y ESPECTÁCULOS

Cine argentino

La Ceremonia

Por: Laura Ávila

Se reestrena, por una semana, el documental de Darío Arcella que trata del espíritu, los ancestros y las capacidades de los hombres. Profundo y bien filmado, no pueden dejarlo pasar.

Darío Arcella es un documentalista concienzudo, de la vieja escuela. Su gran tema son las culturas de los pueblos originarios.

Su cine parte de una investigación meditada, de una preproducción con antropólogos especializados. Pero se produce, encuentra su forma perfecta en el hacer, en la filmación, en la convivencia larga con sus retratados, en el enorme respeto que demuestra con la gente, hasta llegar al punto de que le franqueen su vida y la desnuden para la cámara.

Aún con ese enorme poder a cuestas, sus imágenes son cuidadosas, intentan reproducir la realidad tal como la perciben sus ojos. Y en ese pliegue que se forma entre su punto de vista, el de sus protagonistas y el nuestro, se produce la reflexión, el montaje mental, la comprensión de los que estamos mirando.

La Ceremonia documenta una historia aparentemente sencilla, la de una comunidad indígena del Chaco paraguayo, los Yshir, que realiza un ritual de iniciación de niños hacia la adultez.

Pero a través de esas imágenes de la preparación del rito, de los gestos que los mayores de la tribu repiten para los más jóvenes, de las mujeres y los niños que le tienen miedo a los emplumados seres que salen del Tobich, se desgranan otras historias; una de tierras arrasadas por la conquista, otra del peligro del olvido, otra de la ciudad que enferma e invade con sus promesas mentirosas de progreso.

El film está tratado con un nivel de poesía muy difícil de lograr, porque el director produce un material crudo, con sonido directo. Y sin embargo maneja un universo lleno de música, de ensoñaciones, de conciencia. En una síntesis muy plástica, Arcella logra contar la historia entera de nuestra América en un nivel profundamente espiritual.

La contraposición monte-ciudad es impresionante y produce un enorme shock, nos hace ver lo mal que estamos viviendo, lo mucho que se olvida la salud.

Aquí se habla de la sencillez como de una elección trascendente, se denuncia un despojo y se plantea  una capacidad de negarse a toda esa miseria, creada por los que manejan el dinero, con un valiente puñado de sueños y de música.

Recomiendo esta película que habla de un pueblo perdido, a orillas de un río que no es del todo de sus habitantes nativos, para que empecemos a pensar en nuestra propia forma de vida, en cómo vamos a relacionarnos con nuestros abuelos, en cómo olvidamos la capacidad transformadora de la creación, desde lo cotidiano, desde lo más pequeño.

La Ceremonia es una película que hace abrir los ojos, como todas las de Arcella. Hay que atreverse a verla, a sostener un cambio, a aprender de los otros.

 

 

 

 

ArteCinema. Salta 1620. Del jueves 1º al miércoles 7 de octubre a las 17:05.